El 60% de los mendocinos apenas llega a fin de mes con su sueldo

Si uno quisiera sacarle una foto a la Mendoza que quedó después de la fortísima devaluación de la moneda argentina este año, mostraría a casi un 60% de las personas asegurando que la plata “apenas le alcanza” para llegar a fin de mes. Y también a poco más del 20% afirmando que “no le alcanza para nada”. Pues esa es una de las principales conclusiones de un estudio de opinión realizado a principios de octubre por la consultora Reale Dalla Torre, al que accedió Los Andes en exclusiva.

La encuesta muestra también que la mitad de la población (49%) en la provincia tiene una percepción negativa de su situación económica personal, aunque una mirada más optimista indica que este aspecto mejoró en relación a la anterior encuesta realizada por la consultora en agosto, cuando 53,8% opinaba lo mismo.

Esta “mejora” en el humor popular se advierte cuando se le pregunta a los mendocinos sobre cómo es su actual situación financiera: hace dos meses 15,9%respondió que mala y ahora lo hizo el 9,4%. Sin embargo, si en agosto el 10,5%decía estar en buena situación, ahora bajó a 8,2%. Y los que están en un difícil momento aumentaron de 37,5% a 39,6%.

“Hay una leve mejora respecto de la percepción de la situación económica personal”, analizó Marta Reale, directora de Reale Dalla Torre Consultores.

“Un 3,3% de los mendocinos evalúa que su situación está mejor que hace dos meses. Cuando cruzamos los datos, observamos que no se trata de los sectores bajos ni medios de la población, sino de los sectores medios-altos y altos. Inferimos que está asociado a una franja de la población que a partir de la devaluación percibe un mejor horizonte para sus ingresos, ya sea porque su negocio está vinculado al turismo o suponen un mayor volumen de ventas debido a que comercializan bienes transables”, explicó.

Reale agregó que “sí se observa un deterioro en la situación económica de los sectores medios a partir de la crisis cambiaria que se desató en abril”. El porcentaje de los que en marzo decían que el dinero les alcanzaba sin dificultades cayó en los últimos 6 meses del 25,2% al 18,4%.

Este deterioro en la economía familiar se traduce en un evidente malhumor social y se refleja en la pronunciada caída de la imagen del presidente Mauricio Macri en Mendoza: más de 8 puntos desde agosto. Lo curioso es que esta debacle arrastró a la única dirigente nacional que tenía un diferencial positivo: la gobernadora de Buenos Aires María Eugenia Vidal, que perdió 12 puntos. “No obstante, si bien baja su imagen y por primera vez en Mendoza tiene diferencial negativo, sigue siendo la más valorada del pelotón de dirigentes nacionales”, aclaró Reale.

Teniendo en cuenta estos números, no sorprende que la valoración de la gestión de Macri siga descendiendo: este mes bajó 4,5 puntos. Tras la fuerte devaluación, la aceleración de la inflación y una recesión que comienza a ser palpable para la mayoría de la gente, solo el 33,5% de los mendocinos apoya al Presidente. 

En cambio, en la comparación bimestral la evaluación de Alfredo Cornejo permanece indemne a la caída de Macri. El gobernador continúa siendo el dirigente provincial con mejor imagen su gestión mejoró 1,7 puntos: 60,3% de los mendocinos aprueba su manera de gobernar. “Si bien Cornejo forma parte del Frente Cambiemos, su gestión mantiene una impronta más independiente. Por tal motivo, no se ve arrastrado por la crisis. Es percibida por una franja mayoritaria de la población como una gestión ‘eficiente’”, analizó Reale.

‘No’ al aborto y ‘ni’ a la minería

La minería es la gran grieta que divide hoy a los mendocinos. El 49,2% aprueba la explotación siempre que se realice en el marco de estrictos controles ambientales, contra un 48,2% que la rechaza de plano.

“Los niveles socioeconómicos más bajos son los más proclives a permitir la explotación de la actividad en la provincia. El 56,6% de este segmento está de acuerdo contra el 45,4% de los sectores medios y altos. Los sectores más bajos ven en el desarrollo de la minería una fuente más de generación de empleo”, explicó Reale.

En tanto, otro gran debate social que se ha dado este año tiene la balanza inclinada más hacia un lado. El 60% rechaza la legalización del aborto, sobre todo en los segmentos sociales más bajos.

Fuente: Los Andes

Deja un comentario