50 años de Abbey Road: del extraño hombre que se oculta en la portada a los pies descalzos de Paul McCartney

Este jueves se cumple medio siglo del día que los Beatles cruzaron una calle en Londres y la convirtieron en un ícono de la cultura pop. Un repaso por las historias y las pistas en la tapa que dieron lugar a la teoría de la supuesta muerte del bajista y su reemplazo por un doble.

Por Alejo Santander.

Son las 11:36 del 8 de agosto de 1969. La mejor banda del mundo mira al frente, el paso coordinado y cruza la esquina de Abbey Road y Garden Road, en el barrio de St.John´s Wood, Londres. A sólo 50 metros de los estudios EMI en los que grabaron. Una esquina cualquiera, que no va a ser una esquina cualquiera nunca más.

La escena dará origen a la portada del que figura como el anteúltimo álbum de Los Beatles, Abbey Road. Aunque en realidad esas fueron las últimas canciones de John Lennon, Paul McCartneyGeorge Harrison y Ringo Starr, juntos en un estudio. Let it be se lanzó un año después, en 1970, pero la mayoría de las pistas fueron grabadas antes.

De lo que no se ve a un lado de la acera hay un par de sandalias que hasta hace unos segundos llevaba puestas Paul McCartey. Detrás de la cámara, subido a una escalera plegable a mitad de la calle, manteniendo el encuadre y haciendo equilibrio, está el fotógrafo escocés Ian McMillan. No muy lejos de allí un oficial londinense desvía el tránsito.

Una de las fotos descartadas para la portada del álbum “Abbey Road” en la que Paul lleva sus sandalias puestas
Una de las fotos descartadas para la portada del álbum “Abbey Road” en la que Paul lleva sus sandalias puestas

La policía sólo le dio 10 minutos a McMillan para lograr la foto. Hubo varias tomas. En algunas cruzan de izquierda a derecha, en otras de derecha a izquierda, miran hacia abajo, no mantienen una distancia definida, muestran caras de fastidio. La sexta sería la tapa del disco.

En torno a la imagen surgirían preguntas y teorías como la supuesta muerte de Paul McCartney y su reemplazo por un  doble. Es el único disco de los Beatles que no lleva en el frente el nombre del álbum, ni de la banda. La tapa es todo lo que el escocés vio a través del lente cuando gatilló. Incluido un hombre al fondo, bajo una sombra pero peceptible, escondido a la vista de todos, junto a una patrulla policial.

Un hombre observa a Los Beatles cruzar la calle
Un hombre observa a Los Beatles cruzar la calle

La teoría de la muerte de Paul McCartney y las pistas en la portada

Desde hace décadas existe la teoría de que McCartney murió en el año 1966 en un accidente de auto y que fue reemplazado por William Shears Campbell, un hombre que supuestamente había ganado un concurso a partir de su enorme parecido con Paul.

Lo más difícil de creer si por un momento se le diera crédito a la leyenda, es que Cambell también fuera capaz de escribir e interpretar clásicos de McCartney posteriores a ese año como «Let it be»«Blackbird» o «Golden Slumbers», sólo por mencionar algunos y sin hacer referencia a su carrera solista.

Los pies descalzos de Paul en la portada del disco fueron la piedra fundamental de las teorías
Los pies descalzos de Paul en la portada del disco fueron la piedra fundamental de las teorías

En el año 1969 se conocía la tapa de Abbey Road y como ya había ocurrido con la de Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band en 1967, la imaginación de algunos fanáticos se ponía al servicio de la versión que quería creer que el resto de Los Beatles no sólo eran capaces de ocultar la muerte de un amigo de la adolescencia, sino también los suficientemente cínicos como para dejar pistas en las tapas de sus discos.

El dato más llamativo eran sin dudas los pies descalzos de Paul. En torno a ese detalle se alimentaría la teoría de la muerte. Desde esta mirada Lennon de blanco, Starr de negro y Harrison de azul, representaban el cortejo fúnebre: el primero como un sacerdote, el muerto descalzo, de luto quien lleva el féretro y último el sepulturero.

La realidad es que los trajes de JohnPaul y Ringo fueron obra del sastre británico Tommy Nutter, que vistió durante su carrera también a Elton John o Mick Jagger, e inclusive a actores como a Jack Nicholson para su papel del Joker en la Batman que en 1989 dirigió Tim Burton. George es el único que no lleva un diseño de Nutter, vistiendo pantalón y camisa de jean.

La patente del auto, propiedad de un vecino, habría sido robada numerosas veces por los fanáticos
La patente del auto, propiedad de un vecino, habría sido robada numerosas veces por los fanáticos

Los autos estacionados detrás también fueron materia de discusión e inventiva. La patrulla policial negra se dijo que era en referencia al accidente que había provocado la muerte de McCartney en 1966. En frente el viejo VW Beetle blanco con la placa LMW-28IF, también fue blanco de interpretaciones.

Las siglas dieron lugar a lecturas vinculadas a la esposa de Paul, la fotógrafa estadounidense Linda Eastman. Algunas de las combinaciones fueron: «Linda McCartney Weeps» (Linda McCartney llora) o «Linda McCartney Widow» (Linda McCartney viuda), aunque la fecha de su casamiento -marzo del 69- atentó siempre contra la teoría.

Otro de los elementos que en aquel momento se puso en consideración y que podía sumarse a la hora de argumentar por qué  Paul no era Paul en la portada del disco, es que se lo ve sostener su cigarrillo con la mano derecha, cuando todo fanático de los Beatles sabe que Paul es zurdo.

McCartney sostiene su cigarrillo en la mano derecha
McCartney sostiene su cigarrillo en la mano derecha

La leyenda ha perseguido a McCartney por más de 50 años. A tal punto el rumor corrió en el mundo Beatle que en 1993 el músico lanzó un álbum titulado «Paul is alive» (Paul está vivo). En la portada se lo ve cruzando la mítica senda peatonal junto a Arold, el nieto de su antigua perra ovejera Martha, a quien le dedicó la canción «Martha my dear» en 1968, la que muchos leyeron como una indirecta burlona a su entonces reciente ex pareja, Jane Asher.

Inclusive en 2018 Paul fue filmado nuevamente atravesando la esquina de Abbey Road y Garden Road, poco antes de dar un concierto en los estudios que hoy llevan el nombre del álbum. En ese momento y en el marco de la presentación de su último disco, Egypt Station, respondió además a algunas dudas de los fanáticos y entre otras cosas, explicó por qué iba descalzo en 1969. Play

«Era un día muy caluroso… y yo estaba usando sandalias, tal como lo hago hoy, así que me las quité. Fue por el calor, así que cruzamos. No hubo ningún significado especial», dijo Paul  a través de su cuenta oficial de Instagram. Pero McCartney no fue el único beatle que quiso hablar de la supuesta muerte y las teorías una vez echado a rodar el rumor.

En 1971 John Lennon lanzó su disco Imagine y con él la canción «How do you sleep?»(¿Cómo duermes?). En ella, claramente escrita contra Paul, expresó: «Those freaks was right when they said you was dead/The one mistake you made was in your head» (Esos fenómenos estaban en lo correcto cuando dijeron que estabas muerto/El único error que cometiste estaba en tu cabeza»).

El distanciamiento entre ambos se hace evidente también en otros pasajes como: «The only thing you done was yesterday/And since you’re gone you’re just another day» (La única cosa que hiciste fue ‘Yesterday’ (clásico de McCartney con los Beatles)/ Y desde que te fuiste eres sólo un día más». En el film de Imagine, Lennon toca la canción junto a Harrison en guitarra.

Un misterioso hombre observa la escena al fondo de la imagen

Los cuatro Beatles y Cole observando al fondo de la imagen en la tapa del disco
Los cuatro Beatles y Cole observando al fondo de la imagen en la tapa del disco

Otro de los detalles es la silueta junto al carro de policía de la derecha. Todo el que reparó en la figura se vio obligado a preguntarse: ¿Quién es esa persona que logró colarse en un símbolo de la historia de la música y una imagen referencial de la cultura pop?. La respuesta es Paul Cole.

Cole era un turista norteamericano que estaba de paseo por Londres y que no se enteró que había sido parte de la portada de Abbey Road hasta que se cruzó con el disco meses más tarde.

«Estaba hablando con el policía del automóvil negro que aparece también en la tapa, y vi un grupo de chiflados cruzando la calle como una fila de patos, los llamaba chiflados porque vestían de forma radical para aquella época, tu no vas por Londres descalzo», declaró al diario Scripps Treasure Coast, una publicación que se distribuye en la costa este de Florida.

Según contó el propio Cole en esa entrevista, fue en 1970 que vio el álbum sobre su tocadiscos. Su esposa intentaba tocar en el teclado en aquel momento la canción «Something» de George Harrison, segundo corte del disco.

Debió mirar varias veces hasta reconocerse en la imagen. «Tenía una chaqueta nueva que conocía bien, y me había comprado nuevas gafas de sol que me puse antes de salir», comentó a la publicación norteamericana, antes de agregar: «Tuve que convencer a mis hijos y hacerles ver con lupa para convencerlos de que era yo realmente». Cole murió en 2008 a los 96 años.

Fuente: Infobae

Deja un comentario